Imperiosa necesidad de que las autoridades comprendan la imperiosa necesidad de que las autoridades comprendan.

Artesano, una profesión honesta, creadora, libre e independiente, que debe ser estimulada por las autoridades competentes.

Jueves, Abril 2, 2009

La producción artesanal: una manera genuina de producir divisas, de cambiar trabajo personal que agrega valor agregado, por posibilidades de progreso individual, colectivo y nacional.

Es un recurso más que aceptable de generar ingresos de personas que no pueden incidir más en las políticas públicas que cercenan los derechos de cada uno a trabajar, de tener trabajo digno, libre de sumisiones, elegido por uno mismo, con adecuada remuneración, acorde al esfuerzo, empeño y calidad lograda.

El de artesano es un trabajo libre, que requiere bastantes habilidades, inventiva, tenacidad, técnicas, perseverancia, herramientas, elementos, materia prima, capacitación, viveza, competencia, sagacidad,  y que no requiere horarios.

Generalmente los artesanos son repelidos por burócratas de escritorio que carecen del espíritu liberal que requiere la profesión de artesano, que no sabrían sobrevivir si no fuera apañados por la seguridad de un sueldo, que para conseguirlo aceptan con frecuencia complicdad en malas artes, que ordenan a policías que no entiendan, que avasallan derechos de terceros mediante una represión no siempre tan amable, siempre confiscatoria de tiempos y materiales de otros, y no les importa.

La profesión de artesano, debe estimularse.

Durante años hemos acompañado artesanos en diversas ciudades (Villa Gesel, Adrogué, lomas de Zamora, Buenos Aires, Mar del Plata, Buenos Aires, Carlos Paz, Colonia del Sacramento, etc). También en su lucha vital desde su profesionalismo, por un digno reconocimiento de las autoridades instituídas, que a veces no comprenden la importancia de contar con ellos, como promotores de cultura, informadores turísticos, trabajadores del arte, productores esmerados de los miles de adornos u objetos de arte que los turistas quieren llevar como recuerdo.

Nuestras más conceptuosas presentaciones, petitorios, manifestaciones pacíficas, se opusieron a inexplicables atropellos de las autoridades a veces violentos, represivos, confiscatorios, desde la inseguridad impulsada desde funcionarios no siempre honestos, cómplices de un autoritarismo gubernamental o municipal inadmisible, retrógrado y arcaico.

Hay que promover la producción artesanal, capacitar a los artesanos en prácticas modernas, ayudar a mejorar la calidad de sus productos, e impulsar que el trabajo artesanal pueda ser una etapa posible de superarse por las personas que habiéndose dedicado a ella, deseen pasar a otra actividad mejor remunerada, dejando el espacio disponible para muchos otros que quieran iniciarse.
Las presentaciones en mesas de entrada, con copias selladas y largas esperas freustrantes de meses por la respuesta apropiada, no suelen tener el éxito que las leyes prometen. Muchas veces no hay ninguna respuesta, a veces recomienzan las agresiones desde las autoridades hacia los artesanos, intentando impedir su trabajo o la venta de sus productos en la vía pública, o sea en la vía propia.

Por Pablo Luis Caballero, FILATINA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: